Historia de Villapalacios. Documentos.

Votos de Villapalacios para acabar con la langosta
y las 'pestilencias' en el siglo XVI

O cómo los habitantes de esta localidad de Albacete pedÍan a sus santos que intercedieran ante Dios para que sus cosechas salieran adelante y no sufrir hambrunas

 

José Ángel Montañés Bermúdez. 09 de diciembre de 2019

 

 

 

sanSan Agustín configurando contra la plaga de langosta, de Miguel Jacinto Meléndez (1734). Museo de El Prado de Madrid.

 

 

La peste, una plaga de langosta, una tormenta con pedrisco o periodos de sequía podían causar malas cosechas y, como efecto inmediato, diezmar las poblaciones por hambruna y muerte. Entre 1545 y 1549 localidades castellano manchegas como Yedra, Almodóvar del Campo y Calzada de Calatrava sufrieron los efectos devastadores de nubes de langostas y de otros insectos que arrasaron todos los cultivos, vides y bosques. En Villapalacios hay noticias de su lucha contra el efecto devastador de este insecto en textos de 1585 y 1587 en los que se pedía colaboración a las localidades próximas o se aumentaban las tasas municipales para intentar acabar con ella.

En los documentos de Villapalacios y de otras localidades, es fácil encontrar referencias al escarabajo de la vid que llaman 'escarabajuelo', cuyas larvas eran las 'queresas' y, luego, maduras, era el 'pulgón', 'coco' y 'cuquillo'. En los documentos también aparece el 'arrevolvedor', una oruga de la mariposa que rompe las hojas tiernas de la vid, y de la 'rosquilla', que ataca las raíces de las plantas. Para los campesinos todas las larvas eran 'gusanos' y 'orugas' y lo insectos, 'sabandijas'.

No era extraño que para acabar con estos males se echara mano a profesionales que vendían sus servicios para proteger a la comunidad. Son los 'migromantes', 'ensalmadores' y 'conjuradores de nubes' que competían con los párrocos, curas y clérigos que relacionaban estos efectos naturales con temas religiosos. (1)

Pero otra de las formas de intentar acabar con todos esos males era establecer vínculos de compromiso directo entre un individuo o una comunidad y el mundo divino, sobre todo con los numerosos mártires y santos que actuaban de intermediarios ante Dios por medio de votos que buscaban solucionar este tipo de problemas. Los votos se establecían antes de que se produjera la catástrofe, para protegerse de ella o para detenerla. También en acción de gracias por haberse detenido y como prevención y protección de cara al futuro. Para los españoles del siglo XVI una plaga o una sequía eran una señal de Dios con la comunidad (2). Un pedrisco o una granizada sobre un trigal o una viña eran vistos como indicio de que no se prestaba atención al santo cuya fiesta se conmemoraba y la forma de intentar solucionarlo era estableciendo unas obligaciones que iban más allá de un ayuno, la adquisición de una imagen para la iglesia o, incluso, la construcción de una ermita donde adorar al santo benefactor.

Con los votos se fijaban una serie de obligaciones colectivas que se consideraba que tenían fuerza legal. No es extraño entonces que cuando Felipe II en sus famosas Relaciones Topográficas de 1575 y 1578 preguntara por los pueblos de media España por las obligaciones de las localidades hacia señores y monarcas, también lo hiciera por las obligaciones, votos, a los santos. Los votos, además cohesionaban al grupo y lo identificaban frente a otras localidades.

 

graGrabado de autor desconocido en el que se representa cómo se luchaba, más allá de rezos y letanías, contra la presencia de la langosta en el campo.

 

En 1578 los vecinos de Villapalacios que contestaron el cuestionario de los enviados por el rey Felipe II: Andrés Gómez, Alfonso de Molina, Pedro López Osorio y Diego López de Bermúdez, 'todos vecinos, discretos y personas naturales de Villapalacios', aseguraron con respecto a la pregunta: 'Las fiestas de guardar y día de ayuno y de no comer carne que en el pueblo se guardasen por voto particular, además de los de la iglesia, y la causa y principio de ellas', que: 'A los quarenta y vn capitulos dixeron que se guarda lo que manda la Santa Madre Yglesia y demas desto el primer jueves de mayo se guarda por la pestilençia y el dia de San Agustin por la langosta y la vispera del Corpus Xripti no se come carne por la piedra y estos son botos desta villa'.

Pero realmente fueron escuetos en su respuesta.

Por suerte, conocemos dos documentos donde se enumeran los votos que había establecido la localidad de Villapalacios en el siglo XVI con sus santos. El primero son, en realidad, unas simples anotaciones recogidas de forma anárquica en las primeras páginas del primer libro de Actas de Bautismo de San Sebastián de Villapalacios (1548-1568) que se conserva en el Archivo Diocesano de Albacete. El segundo, es el documento que lleva por título Asiento de los votos de Villapalacios, fechado en 1591, que aparece recogido en el documento número 15 del volumen II de Actas Municipales (1531-1812) que se conserva en el Archivo Municipal de Villapalacios y en el cual también se recogen las órdenes para dar limosnas y casar huérfanas por parte de algunos vecinos de la localidad que habían establecidos censos para financiarlas.

Entre la fecha del primero, no posterior a 1568, momento en el que termina el primer libro donde están estas anotaciones, y 1591, momento en el que está fechado el segundo documento, han pasado solo veinte años, por lo que podemos decir que son contemporáneos en el tiempo. Otra cosa sería que las anotaciones se hubieran realizado al comienzo del primer libro, aunque se hubieran realizado mucho tiempo después.

 

 NARA IMAGEN PRIMER DOCUMENTO:

pa1lpa2

 

pa3 pa4

Portada y primeras páginas del primer libro de bautismos de Villapalacios donde aparecen los votos de la localidad, en concreto en las tres páginas que se reproducen aquí arriba. Como se puede apreciar a simple vista hay muchas frases cortas e incluso ha habido pérdida de papel que impide hacer una lectura completa. / ARCHIVO DICOCESANO DE ALBACETE (ADA)

 

 NARA IMAGEN SEGUNDO DOCUMENTO:

mm

votos1 mvotos2m votos3

Tres primeras páginas del documento de 1591 en el que se recogen los votos de Villapalacios. Actas Municipales II (1531-1812). Doc. nº 15 (A). Archivo Municipal de Villapalacios. (Clica sobre las páginas para verlo ampliado).

 


 NARA ¿ Y QUE NOS DICEN LOS TEXTOS ESCRITOS?

Los dos textos coinciden ampliamente, de forma que pensamos que uno es copia de otro. El texto de 1591, ordenado y con buena caligrafía quizá surgió por la necesidad de recordar los votos de la comunidad. El hecho de que esté en una recopilación de documentos 'civiles', pertenecientes al concejo de Villapalacios y a la cabeza del Señorío de las Cinco Villas del Conde de Paredes (tal y como aparece expresado al comienzo del texto), muestra la importancia de estas obligaciones para la comunidad, más allá de creencias y obligaciones religiosas.

De hecho, los firmantes del documento: los alcaldes Pedro López Osorio y Juan del Cepillo, y los regidores Alonso Rodríguez González, Alonso Rodríguez Rodríguez "suplican y ruegan a todos los oficiales que fueren del concejo de aqui en adelante para siempre jamás que miren que se guarden los votos". Por si fuera poco, los votos se conservaban, también se explica en el documento de 1591, en una arqueta en la que también estaban los censos, las limosnas, reglamentos, ejecutorias y sentencias fundamentales para la villa; una arqueta que se conservaba en el Ayuntamiento y de la que solo había dos llaves: una estaba en poder de los dos alcaldes y la otra uno de los regidores, dejando claro que los votos formaban parte de la vida de Villapalacios en el siglo XVI.

A partir de esos dos textos podemos saber que había un calendario preciso en el que no faltaban procesiones, todos los viernes del año, en las que, después de asistir a 'misa al alba' se salía de la iglesia de San Sebastián, se iba por 'la corredera' (suponemos que una de las calles) y se paraba a rezar delante de cruces que había colocadas por las calles o ante las diferentes ermitas que había en la localidad, como la de Santa Quiteria. Y de allí a San Miguel, dentro del castillo, que en los textos llaman 'el torrejón' y en la capilla del hospital, dedicada a Santa Úrsula. También se rezaba a los santos que estaban fuera del término, porque en las procesiones se invocaba a San Blas, aunque su ermita está a unos cinco kilómetros de distancia del casco urbano, a mitad de camino entre Villapalacios y Bienservida. La procesión continuaba por 'el cantón de la muela' donde se rezaba a San Antón y San Cristóbal, también fuera del núcleo urbano. Tras rezar a San Bernabé y a la Santísima Trinidad se volvía a la iglesia, siempre 'cercando el pueblo y diciendo letanías'. El recorrido pasaba por 'casa de Caldina y por casa de Camargo y luego a la iglesia'.

Pero si los viernes eran festivos la procesión 'salía de la iglesia a palacio y por casa de Andrés López de Ruesta y por la plaza y a la iglesia". Todo acababa con una 'Misa Mayor'.

Por supuesto, 'todos los domingos y fiestas de guardar', procesión por la plaza y tornar a la iglesia'.

El día de San Antón (17 de enero), 'se cantan vísperas y van en procesión que sale de la iglesia y se dice misa'.

Víspera de Corpus Cristi, 'no se come carne para que Dios nos libre de la piedra y niebla'. No había que ayunar.

El 3 de mayo, 'día de la cruz de mayo, se va en procesión a la ermita de San Blas 'ese día se juntan allí Bienservida y Villapalacios y se dice misa' suplicando a nuestro señor por los frutos de la tierra'. En los dos textos se explicita que 'está obligado ir de cada casa una persona y la justicia puede apremiar para ello'.

Primer jueves de mayo y 'si es fiesta se pasa al jueves siguiente'. 'Es voto de esta villa porque los antiguos los doctaron por la pestilencia y no se puede vender ni pan, ni vino ni carne ni otra mercancia hasta haber oído misa mayor y procesión antes por la calle de palacio y a la plaza'.

El segundo día de Pascua de Pentecostés 'se va a la ermita de San Cristóbal y se dice misa cantada'

El 22 de mayo, santa Quiteria, 'van a decir vísperas a su ermita y van en procesión y dicen misa cantada allí'.

El 28 de agosto, día de San Agustín, 'se guarda para que Dios nos libre de la langosta'.

El 21 de octubre, día de Santa Úrsula, 'van al hospital y decir vísperas y al otro día misa cantada'. Y nos dice uno de los textos 'dejose algunos años por no estar la ermita como había de estar'.

Por lo tanto, en los votos podemos ver que aparecen santos como San Miguel, Santa Úrsula, San Blas, San Antón, San Cristóbal, San Bernabé, San Agustín y Santa Quiteria. También que se menciona su intercesión para impedir o acabar con peligros como: la 'piedra' y la 'niebla', la 'pestilencia' y, como no, la 'langosta'.

 

pechesJuan José Martínez Bueno, Peché, de frente, con una horca en su mano derecha y dos de sus hijos, separando el trigo de la paja en una de las eras situadas frente al corral de los Quijanos (el muro blanco). La fotografía puede datarse entre los años 1965 y 1966 ya que al fondo se ve el grupo escolar y las casas de los maestros que se hicieron enfrente, justo donde ahora hay un parque infantil, un proyecto que se materializó en esos años. La foto, al parecer, la hizo alguien que pasaba por la carretera nacional y luego la envió a sus actuales propietarios. / ARCHIVO FAMILIA MONTAÑÉS MARTÍNEZ

 

 

 NARA TRANSCRIPCIÓN DEL PRIMER TEXTO:

Anotaciones en el Libro de Bautismo I (1548-1568) de Villapalacios, folio 1, 1v. y 2.
Son frases sueltas, algunas incompletas por mutilación del papel.

…La costumbre que “en” esta yglesia de Villa palacios
se tiene en las procesiones es esta
(sigue tachado)

Primeramente todos los domingos y fiestas de guardar
se hace procesión por la plaza y tornar a la yglesia

Todos los biernes se hace procesión salen de la yglesia quando
sale el alua y ban a santa quiteria y de ay al torrejón y al ospital
y a la muela y a casa de caldiua y por casa de camargo a la yglesia
(falta) que es boto.

El biernes que es fiesta salen de la yglesia a palacio y por casa de andres lopez
de Ruesta y por la plaza y a la iglesia esto a
(falta) misa mayor.

Todas las fiestas de nuestra Señora y de San Sebastián
se
(falta) como en las fiestas de los biernes ya dicho

(varios párrafos enteros perdidos)

Folio 2
Dia del santisimo sacramento salen de la yglesia y ban por la calle de palacio
y al torrejon y al ospital y de alli por la calle del ojeado a la casa de pedro de cordoua
y de alli a casa de pedro de camargo y por casa de pedro martinez y a casa de juan XXX
del barrio moral y tornan a casa de andres lopez de ruesta y a la plaza y a la yglesia

Dia de la + (cruz) de mayo ban a sant blas este dicho dia se junta
alli bienservida y villa palacios y es voto y se dize misa y su dia ban
de esta yglesia a dezir misa a la hermita

El dia de en medio de pasqua ban a sant cristobal hermita
desta villa es voto y se dize misa cantada

El dia de sant Anton ban a dezir bisperas digo su bispera
y el dia ban en procesion y se dize misa

Primer juebes de mayo es boto desta villa este dia no se vende
cosa de comer es de guardar hazese procesion antes de la
mysa mayor por la calle de palacio y a la plaça ay tercia cantada

Dia de santa quiteria ban a dezir bisperas a su hermita y este
dia ban en procesion y dicen misa cantada alla

Dizen que dia de santa ursula ban al ospital que es su hermita
ban a dezir bisperas y otro dia misa cantada dexose algunos años por no estar la hermita como habia de estar

(falta un trozo muy deteriorado de papel)

 

 NARA TRANSCRIPCIÓN DEL SEGUNDO TEXTO:

Asiento de los votos de Villapalacios 1591
Volumen Actas Municipales II (1531-1812). Documento nº 15 (A). Archivo Municipal de Villapalacios.

TRANSCRIPCIÓN:

Yn Dey Nomine amen. Este es el libro donde se asientan y iran declarados
los votos questa villa de villapalacios cabeça destas villas de la sierra tiene
y la horden que sea de tener en dar las limosnas para casar guerphanas,
ansi de la limosna que dexo el doctor Solanos como la que dexo ana serrano
viuda de juan martinez montesinos lo qual se escriuio siendo alcaldes hordinarios
Pedro Lopez Osorio y Juan del Cepillo y Regidores Alonso Rodriguez gonzalez
y alonso Rrodriguez Rodriguez y juan gomez escriuano de ayuntamiento
lo qual va procediendo de la manera siguiente lo qual supliquen y rueguan
a todos los oficiales que fueren del concejo de aqui adelante para siempre
jamas que miren que se guarden en los votos y se de la limosna a las dichas
guerphanas y pobres de las dichas limosnas y otras que succedieren para
que se cumpla la voluntad de los fundadores y lo que toca a el servicio
de Dios nuestro Señor.

Hizose un arquita a do este dicho libro y los censos
de las limosnas y reglamentos y otras cosas xxcantes
a el que que con dos llabes que a de tener la una el alcalde y otra un rregidor
tenemos memoria que de intempore se suele hacer una procession
todos los viernes del año que sale de la yglessia dicha la missa
del alba y ba por la corredera y haze oracion en el calbario
y en sancta Quiteria y se hace oracion a el señor sanct Blas
y en el torrejon a el señor sanct miguel y a sancta ussula y
va e el canton de la muela do se hace oracion a el señor
sanct anton y a el señor sanct cristoval y mas delante
a el señor sanct Bernabe y a la sanctissina trinidad y vueluen
a la yglessia cercando el pueblo y diziendo sus letanias.

Y otro boto primer jueves de mayo que se guarda porque
los antiguos lo doctaron por la pestilencia y no se a de vender
pan ni vino ni carne ni otra ninguna mercaduria hasta auer oydo missa mayor.

Y otro boto dia del señor sanct augustin ques a veinte y ocho
de agosto que se guarda por rrazon de que dios nos libre de la lagosta.

Y otro boto vispera del corpus christi que no se come carne
por rrazon que Dios nos libre de la piedray niebla y no es de ayuno.

Y otro boto que se ba en procesion a la hermita del señor
sanct Blas a tres de mayo supplicando a nuestro señor por
los frutos de la tierra y son obligados a yr de cada casa una
persona y las justicias les pueden apremiar a ello.

Assimismo ay otro boto quel segundo dia de pasqua de
pentecostes se va a la hermita del señor sanct Christoual
segun el boto del señor sanct Blas.

Los dias del señor sanct miguel y sancta Ursula y señor
sanct anton se va a sus yglesias a visperas su bispera,
Y el dia a missa com procesion y sale de la yglessia su procesion.

El mismo documento sigue, bajo el título: "La horden que
se a de tener para dar la limosna y nombrar guerphanas", con la relación de los censos .

 

 

dsds NOTAS

(1). William A. Christian, Jr. Religisiodad local en la España de Felipe II, pag. 39 y siguientes. Nerea, Madrid 1991.

(2). William A. Christian, Jr. 1991, página 49-50.

 

 

 

dsds Volver a documentos

 

Esta página es fruto de muchas horas de trabajo.
Su contenido está protegido por la Ley de Propiedad Intelectual.
Si quieres usar esta información cítala correctamente, según las normas de publicación. Y si lo que quieres es utilizar alguna de las fotografías, contacta con el autor en: villapalacios@historiadevillapalacios.es